EL LIVERPOOL CAE POR LA CUESTA DE ENERO

by

El ‘déjà vu’ o paramnesia es la sensación de haber sido testigo previamente de un acontecimiento actual, algo parecido a lo que padece en estos momentos el público de Anfield. Si hasta el final de 2008 el Liverpool coronaba la clasificación de la Premier, el comienzo del año nuevo les está devolviendo a una situación que recuerda mucho a la vivida las últimas temporadas.

Los tres empates contra Stoke, Everton y Wigan han relegado a los ‘reds’ a la tercera posición, a dos puntos del Manchester United (que tiene un partido menos que el resto) y con el Aston Villa pisándoles los talones. De perder mañana contra el Chelsea (con quien está empatado a puntos), el objetivo hasta final de temporada volvería a ser el de ‘sólo’ clasificarse para la Champions. Ni el aficionado más forofo de ‘The Kop’ hubiese imaginado que su equipo iba a terminar la primera vuelta como líder, pero ahora todo menos el título parecerá un fracaso.

La guerra dialéctica abierta a principio de mes contra Alex Ferguson podría servir de algo en el supuesto de que lleguen al tramo final de liga en igualdad de condiciones, pero por ahora es tan útil como quien escupe hacia arriba. El objetivo de que la ira nublase la vista del entrenador mancuniano se ha visto debilitado y ahora el escocés se regodea al ver como el Liverpool empata contra equipos asequibles y ellos no fallan.

Para muchos las decisiones tomadas por Benítez en las últimas jornadas no han sido acertadas. Antiguos jugadores pasados ahora a analistas de medios británicos han cargado las tintas y no han dudado en disparar directamente a su cabeza. Jamie Redknapp y Alan Hansen han criticado su sistema de rotaciones y planteamientos tácticos, pero sobre todo han cargado contra la decisión de sacar a Steven Gerrard del campo el pasado miércoles a siete minutos del final.

El temporal no se ciñe exclusivamente al apartado deportivo, ya que en los despachos parece que las cosas se han torcido con la renovación de ‘Rafa’. Esta se ha visto estancada después de que el parleño rechazase la última oferta presentada por el club, ya que pide un mayor control para poder confeccionar el equipo a su gusto y no toparse con las trabas del director ejecutivo Rick Parry.

Los más agoreros ya señalan la posibilidad de que este sea el último año de Benítez si no llegan a un acuerdo. ¿Qué opinarán sobre esta decisión aquellos que pasean su imagen en manifestaciones como si de un líder religioso se tratase? En caso de que estos rumores sean ciertos, estén seguros que alguno de los candidatos a la presidencia del Real Madrid lo usará como reclamo electoral.

Mañana los ‘reds’ se juegan contra el Chelsea una de sus últimas balas que les queda en la recámara para ser candidato a la Premier. De no ganar, tendrán que sacar el puñal para defender una plaza que les de acceso a la próxima Champions League. Otra vez la misma historia repetida.

‘Don Rafa declara la guerra a Sir Alex’ de John Carlin en El País
‘Con la mente en los blancos’ de Rodrigo Marciel en Britcorner

Anuncios

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: